Nuestros sitios
Compartir

Las políticas de inclusión laboral son una responsabilidad, no un favor social: BM

Las políticas de inclusión laboral son una responsabilidad, no un favor social: BM
La inclusión de la mujer todos los niveles de la organización no debe verse como un tema filantrópico, es un compromiso que deben asumir las empresas para combatir la brecha que persiste en el mercado laboral.

Las políticas de inclusión en materia de género no son acciones de filantropía o de “buena onda”, opina Raymundo Enríquez, socio de Competencia Económica de Baker McKenzie. Por el contrario, deben asumirse como un compromiso manifiesto de las organizaciones.

Durante la presentación del Reporte de Sostenibilidad 2019-2020 de la firma, el especialista consideró que sin un compromiso real de las empresas en materia de inclusión, en el que se deje de ver este tema con un sentido filantrópico, será difícil que en el país se cierre la brecha de género que actualmente existe.

Este video te puede interesar

¿Cómo implementar políticas de inclusión en cualquier organización? Desde la perspectiva de Raymundo Enríquez, el primer paso es designar a una persona que comparta esta responsabilidad con todas las áreas de la empresa.

Sin embargo, el aspecto más importante, es destinar los recursos suficientes para la operación efectiva de las políticas. “Las organizaciones tienen que dedicarle recursos. Ya sabemos que cualquier proyecto que no esté en el presupuesto, es simplemente retórica, entonces las organizaciones deben dedicar, a parte del respaldo del liderazgo, recursos para poderse generar esta cultura dentro de la compañía”, expuso en conferencia de prensa.

Piso parejo, el desafío

En ese sentido, el especialista subrayó que las mujeres “inician su carrera profesional con pesas en los pies”. Las empresas son conscientes de esta situación y están obligadas a hacer algo para crear un piso parejo para mujeres y hombres.

“La receta fundamental para que las organizaciones sean exitosas en esto, es un liderazgo definido, donde sea manifiesta la expresión de ese apoyo; recursos y asesoría para poder caminar hacia la inclusión, que no es fácil en un entorno cultural que a veces no lo premia, pero es necesario en nuestro país”.

Desde otro punto de vista, el socio de Baker McKenzie afirmó que la inclusión es un beneficio para el propio negocio, pues está comprobado que los equipos de trabajo diversos e incluyentes son más productivos.

La firmal legal habla desde su trinchera, pues sus estrategias y metas están alineadas a los 10 Principios sobre derechos humanos, normas laborales, medio ambiente, y anticorrupción, así como a los Objetivos del Desarrollo Sostenible (ODS) de la Agenda 2030 de las Naciones Unidas.

Esta directriz, ha permitido a Baker McKenzie cubrir el 54% de las promociones internas con mujeres, lo que implica un incremento de 18% en la proporción de mujeres que tienen un puesto de liderazgo en la firma.

Descarga GRATIS nuestro especial
descargable
Descarga AQUÍ el artículo completo Cuando un empleado renuncia... ¡Descárgalo GRATIS!
Lee más contenido, ¿Qué tema te interesa?
Te Recomendamos
Sigue leyendo