Nuestros sitios
Compartir

SCJN cierra la puerta a malas prácticas con cartas de renuncia de trabajadores

SCJN cierra la puerta a malas prácticas con cartas de renuncia de trabajadores
La Suprema Corte de Justicia de la Nación determinó que si en una carta de renuncia laboral se comprueba que la firma o la huella del trabajador es falsa, el documento perderá el valor que tiene como prueba.

En caso de comprobarse que una firma o una huella digital en una carta de renuncia es falsa, el documento perderá totalmente su validez, así lo estableció la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) al emitir jurisprudencia para que los tribunales resuelvan este tipo de conflictos.

“Cuando en un escrito de renuncia coexistan una firma y una huella digital bastará con que se acredite la falsedad de uno de esos elementos para que con ello pierda valor probatorio, toda vez que no puede dividirse el valor de una renuncia segmentando la firma de la huella o viceversa”, definió la Corte en la jurisprudencia publicada este viernes.

Este video te puede interesar

De acuerdo con la SCJN, si bien la renuncia es un documento privado, también es un escrito en el que se expresa una voluntad, en este caso, la intención del trabajador de no continuar laborando para el patrón. En ese sentido, “no habría forma de asumir que esa renuncia vale por la firma o que vale por la huella”.

La jurisprudencia resuelve una contradicción de tesis, luego de que dos tribunales tuvieron discrepancias en sus resoluciones de amparo.

Por un lado, el Primer Tribunal Colegiado en Materia de Trabajo del Sexto Circuito negó a un trabajador que se repusiera el procedimiento para aplicar grafoscopia y documentoscopia para comprobar que su firma había sido falsificada en la renuncia que el patrón presentó como prueba para defenderse de una demanda por despido injustificado. El argumento del tribunal, fue que el peritaje solicitado no incluía la huella dactilar y, con esto, el documento mantenía validez.

Por su parte, el Segundo Tribunal Colegiado en Materia de Trabajo del Sexto Circuito negó el amparo a un patrón que perdió un juicio y que solicitaba una nueva prueba pericial en dactiloscopia por un experto tercero en discordia. El tribunal no accedió porque ya se había comprobado que la firma no correspondía al puño y letra del trabajador que ganó el laudo.

“Como se advierte, los Tribunales Colegiados de Circuito partieron de aspectos fácticos distintos, pero finalmente examinaron temas jurídicos esencialmente iguales”, expresó la SCJN.

Jurisprudencia avanzada

Desde la perspectiva de Manuel Fuentes Muñiz, profesor investigador de la Universidad Autónoma Metropolitana,  ésta se trata de una jurisprudencia que sienta bases claras para poder comprobar la validez de una carta de renuncia. “Esta podría ser una jurisprudencia avanzada”.

Para Carlos Ferrán, socio director de la firma Ferrán Martínez Abogados, se trata de una respuesta a una mala práctica que se ha arraigado con los años. “Las renuncias históricamente son documentos que desafortunadamente han sido muy manipulados”.

Actualmente, expone el abogado laboralista Manuel Fuentes, una de las formas de corroborar si la renuncia presentada por el patrón para defenderse de un despido injustificada es mediante una prueba de documentoscopia que acredita si el texto del documento corresponde a la firma.

“Es así como se puede comprobar que el texto fue puesto posterior a la firma”, explica Manuel Fuentes. El especialista estima que en el 98% de los juicios donde se presenta la renuncia del trabajador como una prueba de su voluntad para dejar de trabajar, los patrones han solicitado firmas de páginas en blanco.

En ese tenor, Carlos Ferrán recuerda que la Ley Federal del Trabajo (LFT) tiene expresamente prohibido que se les solicite a los trabajadores firmar una “renuncia en blanco”. El problema, es que algunos patrones han operado con prácticas que siempre han sido ilegales. Por ello, es bueno que el sistema judicial se pronuncie en relación a la manipulación de documentos importantes, como lo es la renuncia.

Sin embargo, advierte el especialista, esta jurisprudencia podría tener un efecto negativo en la solución de los conflictos, pues podría ser un recurso que aprovecharían los litigantes para alargar más los juicios. “En la medida en que las partes dejemos de dilatar los procedimientos, este tipo de jurisprudencias no serán un problema”, concluye.

Descarga GRATIS nuestro especial
descargable
Descarga AQUÍ el artículo completo Cuando un empleado renuncia... ¡Descárgalo GRATIS!
Lee más contenido, ¿Qué tema te interesa?
Te Recomendamos
Sigue leyendo