Nuestros sitios
Compartir

Descartan reformas legales para enfrentar el impacto del Covid-19 en el empleo

Descartan reformas legales para enfrentar el impacto del Covid-19 en el empleo
El Congreso podría modificar la Ley Federal del Trabajo una vez que termine la crisis sanitaria y se tenga un panorama más claro de los daños que causó.

Si bien en el Congreso existen propuestas para proteger a los trabajadores en casos de epidemias o pandemias, su análisis y aprobación tendrá que esperar a que la crisis sanitaria por la Covid-19 termine, informaron legisladores de Morena.

Una vez que se tenga el saldo de lo que el coronavirus dejó, se podrá tomar una decisión para favorecer a la fuerza laboral, coincidieron en entrevista la senadora Citlalli Hernández y el coordinador de la bancada de Morena en la Cámara de Diputados, Mario Delgado.

Este video te puede interesar

El pasado lunes 30 de marzo el Consejo de Salubridad General declaró “emergencia sanitaria por causas de fuerza mayor” a la epidemia generada por el virus SARS-CoV-2.

Con esta estrategia, al señalar que es “por causas de fuerza mayor”, el gobierno federal activó un criterio jurídico para que durante todo el mes de abril los trabajadores que no realizan actividades esenciales permanezcan en sus casas, y así evitar el contagio de coronavirus, pero sigan recibiendo su salario completo.

“Esto favorece a los trabajadores para que, sin acudir a sus centros de trabajo, gocen de su salario íntegro”, apuntó Delgado, también presidente de la Junta de Coordinación Política de la Cámara Baja. En estos momentos, indicó, “necesitamos tener un mayor sentido de solidaridad y proteger los empleos”.

En el 2012, el Congreso reformó la Ley Federal del Trabajo (LFT) e introdujo el artículo 42 Bis y una cuarta fracción al 429. Con la experiencia de la epidemia de influenza AH1N1, estableció que al declararse una contingencia sanitaria las labores deben detenerse y los empleados tienen derecho a recibir sólo un salario mínimo al día, por un mes.

La diferencia entre lo que se previó en el 2012 y la decisión que se tomó en este 2020 “demuestra la diferencia entre dos modelos distintos: el neoliberal, que le da migajas al trabajador, y la manera en la que ahora se actúa desde el gobierno federal, protegiendo a la clase trabajadora”, sostiene la senadora Citlali Hernández.

Para Mario Delgado, “cada crisis es diferente. El sentido original de esa reforma era resguardar el empleo. La lógica se siguió fue que era preferible pagar el salario mínimo, pero mantener el empleo”.

Como sea, en esta nueva epidemia, “lo que nos toca es seguir revisando la Ley Federal del Trabajo y tratar de echar abajo esos resquicios neoliberales que no están protegiendo a quienes deberían”, indica Citlali Hernández.

Una crisis que reformará la LFT

Si bien por el momento se ha logrado preservar el salario de los trabajadores para que cumplan con el distanciamiento social, “no basta con una decisión inmediata, hay blindar al trabajador de manera constantemente”, dice la senadora.

“Sin duda que esto tendrá que convertirse en una reforma”. Pero no ahora, una vez que el país salga de la emergencia habrá un escenario más claro. Por el momento, el coordinador del grupo parlamentario de Morena en el Senado, Ricardo Monreal, “está revisando las posibilidades con el consejero jurídico”.

En la Cámara de Diputados, afirma Mario Delgado, también hay propuestas para garantizarle al trabajador su salario íntegro por un periodo determinado. “Pero tiene que haber un balance y que no se vuelva insostenible para las empresas”.

El criterio que debe prevalecer es mantener el empleo, “pero con un equilibrio para las empresas”, insiste. No hay que olvidar, apunta “que hay empresas de muy distintos tamaños. Unas podrán aguantar mejor que otras”.

La semana pasada, los integrantes de la Junta de Coordinación Política de la Cámara Baja se reunieron con representantes de la Consejo Coordinador Empresarial (CCE), recuerda. Sin embargo, “hablamos de manera general” y no tocaron el tema del empleo

Citlali Hernández enfatiza que casi 60% de los trabajadores están en el sector informal. Sólo un poco más del 40% está dentro de la formalidad, y de ellas, 90% son pequeñas y medianas empresas.

“Seguir pensando que en México la economía se fortalece sólo apostándole a las grandes empresas es un error. Porque la mayoría se concentra en las que casi nunca son beneficiadas”, señala la legisladora.

Descarga GRATIS nuestro especial
descargable
Descarga AQUÍ el artículo completo Sostenibilidad sin quebrar las finanzas ¡Descárgalo GRATIS!
Lee más contenido, ¿Qué tema te interesa?
Te Recomendamos
Sigue leyendo